Quién debe a Quién: una “caja de herramientas†contra la deuda

Jueves 11 de diciembre de 2008
Versión para imprimir de este documento Versión imprimir  Enregistrer au format PDF Versión PDF  

Fuente: Óscar Chaves/ Redacción Diagonal Periódico

El inicio en 2005 de la Campaña “Quién debe a Quién†(QdQ) supuso un cambio, desde posturas abiertamente anticapitalistas, del panorama de la llamada cooperación para el desarrollo. Tres años después, la red que la sustenta, con un trabajo modesto pero continuado, comienza a ver sus frutos en un sector copado por las grandes ONG. Uno de ellos, quizás el más importante, es la transformación del discurso sobre la deuda externa. “Nuestros planteamientos sobre la ‘deuda ilegítima’ están siendo asumidos por cada vez más actores†, indica a DIAGONAL à ngel Calle, de la Red Ciudadana por la Abolición de la Deuda Externa (RECADE), una de las organizaciones que integran QdQ. “La cuestión de la condonación de la deuda de los países pobres está dejando de ser central y ahora se cuestiona la propia esencia de la deuda, que ha sido y es utilizada para perpetuar el dominio del Norte sobre el Sur†, continúa Calle, antes de asegurar que QdQ se ha convertido en un “auténtico referente†.

La constatación de esta influencia estuvo presente en el encuentro anual que QdQ celebró del 21 al 23 del pasado mes de noviembre en Córdoba, y que reunió a unas 60 personas de diez zonas diferentes del Estado. Miembros de organizaciones como Ecologistas en Acción, Baladre o Recade departieron durante estos tres días posibles vías de acción de la red, con la crisis económica y sus alternativas como marco de fondo. “Hay que conectar la crisis financiera que la gente percibe con la crisis de deuda externa que se inicia en la década de los ‘80, la llamada década perdida†, sostiene Calle, convencido de que los mecanismos que generaron ésta son similares a los de aquélla.

La próxima reforma de la normativa que regula los Fondos de Ayuda al Desarrollo, uno de los mecanismos que el Estado español emplea como acreedor de los países empobrecidos, fue otro de los ejes del encuentro, que también sirvió para preparar la reunión del próximo mes de junio en Barcelona del Eurodad, una red internacional especializada en cuestiones sobre la deuda externa. “No trabajamos por conseguir una gran acumulación de fuerzas, aunque eso es deseable. Salimos a la calle para hacer acciones de denuncia, editamos libros y documentos, tratamos de fortalecer los tejidos locales de los países de la Periferia. QdQ es una caja de herramientas†, concluye à ngel Calle.


asd